¿Cuál es la diferencia entre un senior y un junior? ¿Qué hace que una persona tenga éxito en una empresa más o menos grande?

Se tiende a pensar que es el conocimiento, la excelencia técnica, pero la realidad es que eso se da por sentado. Para mí, uno de los factores más determinantes, lo que realmente hace que todo cambie es la habilidad para comunicar las ideas y para venderlas. El momento en el que ya no puedes tomar decisiones de calado en una reunión con 6 personas, todo se basa en que seas capaz de convencer al resto de por qué tu idea tiene sentido y merece el esfuerzo.

En las empresas que tienen ya un tamaño considerable, rara vez un proyecto importante no tiene dependencias en otros equipos, y muchas veces esos equipos tendrán sus propias prioridades. Eso implica que necesitas aliados, gente que compre tus ideas para apoyarte y dedicar su tiempo a tus prioridades.

A medida que las empresas van creciendo, la comunicación y la colaboración fuera de tu equipo se vuelve más crítica. Este es una de las razones por la que mucha gente falla en empresas grandes: para tener éxito necesitas que otras personas apoyen tus ideas, tus propuestas o sino se bloquearán.

En los últimos años he trabajado en empresas grandes, inglesas o americanas, y he visto un patrón en la gente que tiene éxito y en la que no: La comunicación. Mucha gente, especialmente cuando tiene que hablar en un idioma que no es el suyo, se achica. Está en reuniones y no se atreve a opinar, especialmente cuando hay voces fuertes, y créeme lo normal en empresas grandes es que las haya. Tienen ideas brillantes y no se atreven a compartirlas, no se atreven a compartir documentos de diseño por miedo a los comentarios que van a recibir, etc.

La mayoría de las veces esto ocurre porque han tenido malas experiencias cuando han intentado comunicar algo y no han tenido éxito. Y lo que suele pasar, al menos desde mi perspectiva, es que el problema está en cómo comunican sus ideas. Habitualmente, lo hacen de forma desorganizada, sin pensar en qué van a decir, por qué lo van hacer, a quién lo van hacer, etc. Empiezan a contar la solución sin explicar antes el contexto, el problema que se han encontrado, por qué es relevante para los que están escuchando…

Como he visto esto muchas veces, he preparado una pequeña charla para mi equipo sobre comunicación efectiva. La charla está basada en esta chuleta que voy a intentar plasmar aquí.

Entiende la audiencia a la que te diriges

  • ¿Qué tipo de audiencia es?, ¿Estoy hablando a gente técnica?, ¿Es gente que entiende el dominio del que vamos a hablar? ¿Cómo puedo llegar a ellos mejor?
  • ¿Qué necesitan escuchar para ver el problema de la forma en la que yo lo veo?, ¿Cómo puedes hacer que estén más abiertos a lo que vas a pedir?
    ¿Puedes exponer el problema de manera que sea evidente para ellos? Por ejemplo, puedes decir que tienes un problema de performance en la base de datos que requiere que le dediques un tiempo indeterminado para investigarlo o puedes decir, que están entrando menos pedidos debido a que el sistema no tiene capacidad y tienes que investigar cómo mejorarlo.
  • ¿Puedes ofrecer algo a cambio?
    Por ejemplo, si necesitas que un equipo dedique tiempo a algo para desbloquear tu proyecto (algo habitual en grandes empresas), intenta conocer si tú eres capaz de ayudarles en algo a ellos.
  • Intenta anticiparte y conocer lo que les duele, intenta descubrir cuáles podrían ser los principales motivos por los que tu idea podría ser rechazada.
    Por ejemplo, ¿No quieren que toques el código fuente del que son owners? Es muy probable que sea porque cada vez que eso ha pasado, ellos tienen que mantener el código después e históricamente eso les ha dado muchos dolores de cabeza.
    Una vez que conozcas ésto, estructura la conversación teniéndolo en cuenta y busca como puedes solucionarlo.

Prepara la conversación

Tu tiempo es muy valioso, el tiempo de otras personas es valioso. Así que si de verdad lo necesitas, lo menos que puedes hacer es prepararte la reunión. Además algo que muchos no tenemos en cuenta es que tenemos una credibilidad finita. Cada vez que haces perder el tiempo a alguien, consumimos un poco de nuestra credibilidad. Y ellos internamente irán decidiendo que no merecemos su tiempo, incluso si van a nuestras reuniones lo harán sin prestar mucha atención.

Así que empieza por preguntarte estas cosas (algunas ya las respondo yo :D):

  • ¿Es este el mejor uso de nuestro tiempo?
    Es decir, ¿podría ser esto un email? ¿Necesito que estén 15 personas?
  • ¿Qué es lo que quiero conseguir?
    Parece una idiotez lo sé, pero demasiadas veces convocamos una reunión sin un objetivo claro y acabas hablando de mil cosas sin solucionar lo querías.
  • ¿Qué información necesitas dar a la gente para que entiendan el problema?
  • ¿Qué esperas de la reunión?
    ¿Es información sobre algo? ¿Es un approval para hacer algo? ¿Es el compromiso para que te ayuden o desbloqueen algo? Ten siempre esto muy claro en la cabeza, esto debe guiar la reunión.
  • ¿Se envía una agenda previa?
    Ya te digo que sí, siempre.
  • Si vas a presentar informes con datos que avalen tu propuesta, ¿los envías previamente?
    Sí.
  • ¿Quién tiene que asistir a la reunión?, ¿eliges representantes de cada uno de ellos para que asistan a la reunión?
    No. Eso lo debe hacer la propia gente del equipo, yo lo que suelo hacer es hablar con alguien del equipo o enviar una invitación a una persona y pedirle que invite a quien crea oportuno.

Estructura bien el problema

Prueba a usar esta estructura para tu próxima reunión:

  • Lo primero es dar contexto.
    ¿Quién eres? ¿Por qué estás aquí? ¿De qué equipo eres? ¿En qué estás trabajando? ¿Por qué está tu audiencia en la reunión?
  • Explica el problema que estás tratando de resolver.
    Ya saben por qué estás ahí y por qué ellos tienen que estar. Ahora es cuando explicas el problema que te has encontrado. A la hora de explicarlo, no te olvides de dar los detalles relevantes para ellos. Es decir, si son muy técnicos profundiza, si es una audiencia no técnica evita lo máximo posible entrar en detalles técnicos, acrónimos, etc.
  • Explica la solución.
    Y por último explicas la solución que propones.

Un ejemplo muy simple:

Soy Félix, trabajo en SpaceJam. Nuestro equipo se encarga de optimizar el espacio en disco en Android. Analizando el espacio que usan las aplicaciones he visto que una buena parte se debe a los archivos de compilación. Como vosotros sois el equipo encargado del compilador que crea esos ficheros queríamos entender qué efectos tendría eliminar esos ficheros para aplicaciones que no se usen hace mucho tiempo.
Lo que nos estamos planteando es eliminarlos y volver a generarlos una vez que el usuario usa la aplicación, de esa forma ganaría espacio en disco de aplicaciones que muy probablemente no vuelva a usar.

Tips sencillos

  • Pide ayuda, no la exijas y no te olvides de devolver la ayuda!
    Por ejemplo, solo escribes en slack, stackoverflow o grupos solo para pedir ayuda? Si obtienes la respuesta por otro canal no la escribes donde preguntaste?…
  • No uses términos super complicados (y a menudo innecesarios).
    Explicar claro y simple siempre es mejor que sonar inteligente.
  • No existe el sentido común.
    Lo que das por sentado viene influenciado por tu experiencia, cultura, etc así que si esperas que algo ocurra o algo de alguien sé claro.
  • Asume buenas intencciones.
  • Escucha.
    Escucha de forma activa. Muchas veces pretendemos que estamos escuchando pero en realidad estamos esperando nuestro turno para “ganar” la argumentación.
    Escucha de forma activa y muestra que lo haces! Ordenador cerrado a menos que estés tomando notas, no mires el móvil… vamos, presta atención de verdad porque cuando no lo haces, das la imagen de que no te importa lo que te están diciendo.
  • No hables por encima de la gente.
    No interrumpas constantemente, deja que la gente se explique, no hables por encima de otros.
  • Mantén siempre en la cabeza el objetivo por el que creaste la reunión en primer lugar. Es muy fácil que una conversación se desvíe, recuerda tu objetivo y dirige la conversación en esa dirección. No tengas miedo de decir, “nos estamos saliendo de la conversación, eso lo podemos discutir más tarde”.
  • Mantén la conversación simple.
    Como decía en el punto anterior, las conversaciones se desvían muy rápidamente. Así que no saltes de un problema a otro.
  • Haz un resumen de la conversación.
    No asumas que todo el mundo han entendido el mensaje o que todo está claro. Intenta sobre todo hacer un resumen de los puntos de acción y quien es el responsable.
  • Asigna responsables.
    Si salen cosas que hacer (action points), asigna un responsable a cada uno o no pasarán.
  • Sé agradecido.
    Lo que pensamos de las intenciones de otros afecta a lo que pensamos de ellos, de forma casi inmediata cuando pensamos que alguien tiene malas intenciones creemos que es mala persona. Y esto afecta a nuestras interacciones y conversaciones con esas personas.
    Si pienso que eres un interesado, ¿crees que estaré más o menos predispuesto a ayudarte?
    Esto se ve mucho en foros, canales de slack, stackoverflow…. Gente que solo entra en esos canales o postea cosas cuando necesitas ayuda, nunca responde a otros. De hecho, cuando descubre la respuesta por otras vías ni siquiera vuelve a entrar.

Modelos mentales en comunicación.

HALT (Hungry, Angry, Lonely (or Lost), and Tired)

Para esto es útil conocer el acrónimo HALT. Un método diseñado para controlar nuestros impulsos que tiene su origen en el tratamiento de adicciones y tratamientos de recuperación. HALT está formado por las palabras Hambre (hungry), enfado (angry), sentirse solo (lonely) y cansado (tired). La idea es que nos paremos y pensemos cómo nos sentimos antes de reaccionar a una situación. Por así decirlo nos sirve como método de introspección, lo bueno es que también es un método de extrospección, es decir, una vez que lo conocemos nos hace conscientes de que las reacciones de otros se pueden deber a alguno de esos factores.

Interest vs Position.

El interés habla de nuestras motivaciones y abre la puerta a que haya varias posiciones que sean capaces de satisfacer nuestras motivaciones. Uno de los ejemplos más típicos es ese en el que dos cocineros necesitan la última naranja que queda en la cocina, y se plantean alternativas para satisfacer las posiciones de cada uno. Al final deciden ceder los dos y parten la naranja en dos, así los dos “ganan”, salvo que en realidad ninguno de los dos tiene suficiente para que sus recetas estén perfectas. Los dos se han centrado en sus posiciones, pero existe una forma mejor de solucionar estos conflictos y es preguntarse las verdaderas motivaciones. Un cocinero necesita la piel y el otro el zumo, así que hay una solución en la que los dos satisfacen sus necesidades. Hacer zumo de la naranja entera y usar la piel para la otra receta.

Most respectful interpretation.

Hanlon’s razor.

Puedes ver una chuleta de este post aquí.

Opinions entirely my own. Sr Eng manager @eventbrite ex @google . Management, critical thinking & psychology. http://medium.com/@flopezluis/

Opinions entirely my own. Sr Eng manager @eventbrite ex @google . Management, critical thinking & psychology. http://medium.com/@flopezluis/